fbpx
 In Clínica Tufet

A partir de los 35 años empezamos a preocuparnos por mantener nuestro aspecto, por cuidar nuestra piel y por prevenir los primeros signos de envejecimiento. Sin embargo, no nos planteamos que el peor enemigo es, sin duda, el tabaco. Sabemos que fumar es perjudicial para nuestra salud y que con este hábito corremos mayor riesgo de contraer enfermedades como cáncer de pulmón, problemas cardiovasculares y, por supuesto, envejecer más rápido y peor que los no fumadores.

Existen interesantes publicaciones, que relacionan perfectamente el tabaquismo con el envejecimiento de la piel. Cada calada que le das a un cigarrillo trae consecuencias que pueden llegar a ser irreparables según el grado de tabaquismo y multiplican considerablemente el proceso de envejecimiento prematuro. Por cada 10 años que se fuma, la piel envejece dos años y medio más.

fumar1

La SEME (Sociedad Española de Medicina Estética) en colaboración con la compañía biomédica Pfizer elaboró un interesante documento: “Más belleza desde la salud: Impacto del tabaquismo” cuya autora es la Dra. Marta Banqué. En este estudio, se exponen los efectos adversos del tabaquismo, muy centrados en sus efectos sobre la estética y muy especialmente sobre el deterioro de la piel.

Los efectos más visibles son:

  • Arrugas muy marcadas. Como el llamado “código de barras” del labio superior, típico de los fumadores. Fumar te proporcionará arrugas finas en torno a los ojos, líneas superficiales y profundas en las mejillas.
  • Aspecto demacrado facial con prominencia de los huesos.
  • Apariencia grisácea y apagada de la piel.
  • Sequedad y atrofia cutánea.
  • Coloración amarilla parduzca de las uñas y el cabello, además de fragilidad. El cuero cabelludo pierde luminosidad.
  • El tabaco incrementa el riesgo de psoriasis y afecta a la cicatrización de las heridas.
  • Provoca y empeora el acné.
  • Disminución de la vitamina A, encargada de proteger a la piel.

La nicotina produce vasoconstricción y a los 90 minutos de haber fumado un cigarrillo, disminuye un 42% la microcirculación sanguínea, hay menos aporte de nutrientes y la piel envejece más rápidamente. A ello se suma de forma muy negativa, los más de 3.000 componentes tóxicos que contiene el humo de tabaco.

Si lo deseas PUEDES dejar de fumar. Consulta con nosotros para abandonar el hábito y recuperar tu salud y tu belleza.

 

Start typing and press Enter to search

Traductor »
captura de pantalla 2014 05 22 a las 00.35.34 e1478252427505 150x150 - Impacto del tabaquismo en la pielbeneficios pescado verano 150x150 - Impacto del tabaquismo en la piel