In Clínica Tufet, Rejuvenecimiento glandular, Unidad gineco-estética

Desde que nacemos, Cándida es un microorganismo que se encuentra colonizando la piel y las mucosas de la boca, los genitales e intestinos, en un 30-70% de las personas sanas. La mayor parte del tiempo la colonización de Cándida es contenida y tolerada, sin producir enfermedad. La respuesta del sistema inmune del organismo y las funciones de la piel, mucosas y la flora intestinal modulan la colonización de Cándida. Un trastorno de la respuesta inmune o la una flora intestinal pobre pueden producir enfermedad por Cándida,   que puede ser localizada, invasiva o sistémica. Otra posibilidad es la capacidad que tiene la Cándida para causar otro tipo de trastornos con sintomatología variada, cuadro conocido como Síndrome de hipersensibilidad por Cándida, sensibilidad a la candidiasis crónica, o Cándida crónica.

candidas

candidas

 

Trastornos que pueden incluir fatiga, letargo, problemas cognitivos y de memoria, debilidad muscular, dolor abdominal, sensibilidad en las articulaciones, diarrea, estreñimiento, gases, erupciones cutáneas, alergias, vaginitis con dolor al mantener relaciones sexuales y frecuencia urinaria. En 1977, Truss presentó sus experiencias tratando pacientes con dolencias, les trató con antifúngicos y planteó como hipótesis que la causa de estos síntomas podía estar relacionada con una respuesta inmunológica inapropiada a los antígenos de la Cándida.

Entre el 80-90% de la pared celular de Cándida se compone de hidratos de carbono. La Cándida es altamente inmunogénica (contiene hasta 178 antígenos), quiere decir, que estos antígenos son capaces de producir una respuesta inmunológica ineficaz y crónica por parte de nuestro organismo con la consiguiente inflamación. Si la infección por Cándida no se resuelve, el cuerpo está en constante estado de alerta y con aumento de prostaglandinas inflamatorias, poniendo en peligro nuestro sistema de defensa ante cualquier tipo de agresión, externa o interna.

candidascandidas

 

La colonización intestinal de Cándida se ha visto que promueve la sensibilización a los antígenos alimentarios incrementando la permeabilidad de la mucosa del intestino, provocando intolerancias alimentarias.

El sobrecrecimiento de Cándida en el organismo no es fácil de detectar, los test cutáneos de cándida y las alteraciones en los anticuerpos séricos no siempre muestran relación directa con los síntomas

La conclusión es que existe una clara relación entre la colonización oral, gastrointestinal y genital de Cándida, con inflamaciones alérgicas y procesos autoinmunes localizado y sistémico.

Especial atención merece la Candidiasis vaginal, frecuente en mujeres jóvenes, que la pueden transmitir a sus parejas, mujeres premenopáusicas, por cambios en el pH vaginal, con síntomas muy molestos, como dolor, pequeños espasmos, sensación de ardor a la micción, dolor en las relaciones sexuales, cambios en la composición del flujo vaginal. La vulvovaginitis está favorecida por la toma de anticonceptivos orales, toma de antibióticos, el estrés y la falta de sueño.

Cándida es muy resistente a los tratamientos con fármacos pues en su colonización forma una biofilm que lo protege, es por lo que además del tratamiento farmacológico debemos actuar con todas las herramientas de las que dispongamos:

  • Tratamiento nutricional: control de la ingesta de azúcares, almidones, fermentos y alcohol
  • Tratamiento farmacológico: antifúngicos vía oral (deben tomarse separados de los probióticos orales), antifúgicos por vía tópica en forma de óvulos o cremas
  • Probióticos orales, incluyendo el saccharomyces boulardii. Se toman en ayunas, cuando la acidez del estómago es mínima.
  • Probióticos vaginales, en óvulos, por la noche
  • Ozonoterapia Vaginal: El ozono es un gas con gran poder bactericida, viricida y fungicida, con gran acción antiaging, al ser un gas, permite infiltrarse en todos los repliegues de la mucosa vaginal consiguiendo la erradicación de cándida. Es muy efectivo en aquellas infecciones por cándidas que son recidivantes y que tienden a cronificarse, y que no responden al tratamiento habitual farmacológico. También es efectivo en tratamiento del herpes genital.

lasercandidas

La ozonoterapia puede realizarse como tratamiento único o como coadyuvante a otros tratamientos.

El tratamiento consiste en la insuflación intravaginal a través de una sonda adecuada de una mezcla de ozono/oxígeno. Se hace en la consulta y es totalmente indoloro. Las sesiones necesarias son entre 5 y 7, y se pueden realizar a días alternos. Carece de efectos secundarios y la única contraindicación es el embarazo. La duración es de 20 minutos aproximadamente.

La erradicación de la candidiasis se controla con cultivo antes y después del tratamiento. No requiere sesiones de mantenimiento, el cuidado posterior es de restablecer el Ph vaginal con cremas a base de ac. Láctico, por ejemplo.

Para hacer el tratamiento, consulte con nosotros.

 

Utilizando la administración de ozono por vía vaginal y por vía hemática (se extrae sangre del paciente se activa con una mezcla determinada de ozono/oxígeno), y se vuelve a infundir) se revitaliza nuestro organismo, reparando los tejidos más debilitados, gracias al aporte extraordinario de oxígeno.

El efecto antioxidante de la ozonoterapia inhibe la producción de radicales libres, aumenta la producción de serotonina con la consecuente activación y mejoría del estado general.

Valoración general de los Pacientes
Total: 1

Leave a Comment

Start typing and press Enter to search